El tiempo y su irremediable paso de los años nos ha enseñado que, al final, en la meta de la vida, lo que quedan son los momentos que hemos compartido con las personas que nos importan, no las cosas.

Los instantes permanecen perennes en nuestra memoria, incluso cuando creíamos haber olvidado todo. Los buenos momentos, los días juntos, siempre vuelven a nuestra cabeza como flashes bien lúcidos. Olores, texturas y sonrisas se recrean una y otra vez para convertirse en eternos. Por eso, este año en San Valentín recuerda que lo importante sois vosotros y esos instantes compartidos que pueden ser para siempre.

detalles_campingverneda

Levantarse sin despertador, entre las montañas, con la chimenea puesta y rodeados de nieve, escuchar la banda sonora de los Pirineos mientras el café se prepara, besitos de duende todavía con el pijama puesto y, con mucha calma, pero juntos, comienza un fin de semana sólo vuestro. Este es vuestro particular homenaje como pareja.

Lo bueno de la Val d’Aran en San Valentín es que hay mucha más calma que en otros momentos de la temporada de invierno, así que es fácil perderse agarrados de la mano por los pueblos y cenar con discreción en cualquiera de los restaurantes de este lado de los Pirineos. De hecho, la gran mayoría de los restaurantes presentan un escenario rústico-tradicional muy romántico para estos momentos de pareja, momentos sólo para dos.

Por eso, desde #Vernedaenblanco queremos que vengáis a celebrar San Valentín con nosotros, en la Val d’Aran. Os proponemos un planazo: un pack cerrado de dos noches de alojamiento y una sesión de spa desde 58.65€ por personas. Este pack es un precio cerrado para un alojamiento para 4 personas.

oferta-spa-blog

No lo pienses demasiado, ya sabes que comprando cosas en años anteriores no has tenido suerte. Este año sorprende con un regalo de postal, un regalo para siempre, un regalo sólo para vosotros.