Aunque todavía falten varias semanas de esta temporada de invierno completamente excepcional, ya vamos pensando en las próximas vacaciones de Semana Santa, que sabemos que son el pistoletazo de salida para guardar la ropa térmica y llenar la maleta de muchas ganas de escribir nuevos recuerdos.

Así que, por si os queda alguna duda sobre qué hacer esos días libres, aquí os dejamos los motivos para visitarnos en la Val d’Aran en Semana Santa:

vacaciones seguras en Verneda Camping Mountain Resort

Familias activas en Verneda Camping Mountain Resort

  1. Nuestras montañas de la Val d’Aran tienen espacio suficiente para sentirnos libres, y pasear sin tener que esquivar a cientos de personas.
  2. Mientras paseamos, los y las peques de casa pueden poner en práctica lo aprendido en el cole, desde las clases de Sociales a la de Biología, dependiendo del curso, y reconocer así los distintos tipos de plantas, árboles, madrigueras…
  3. En Semana Santa es una temporada preciosa para salir todos en bici a dar un paseo. Además, si no sois muy de pedalear largas distancias, siempre podéis venir hasta este lado de los Pirineos ligeros de equipaje y alquilar una bici eléctrica en Copos Bike.
  4. Gozar del silencio y apreciar los sonidos naturales de los bosques e, incluso, de la cascadas, como la de Saut del Pish. Todo un espectáculo para los cinco sentidos.
  5. Podéis alojaros en Verneda Camping Mountain Resort con vuestras mascotas, así nadie se queda en casa, y todos disfrutáis en familia de nuestro valle de valles.
  6. Nada apetece más que una degustación gastronómica de los platos araneses más populares, siempre cocinados a fuego lento.
  7. Dormir en una cabaña de madera calentita viendo las estrellas, contando historias sobre las constelaciones, o inventándolas para que se recreen en ellas los y las peques de casa.

 

¿Quieres más? Ven y vive la #VIDAVerneda